Porfiriato

Se conoce como el porfiriato al periodo de tiempo que transcurre entre los años 1876 y 1911. Lapso en el cual Porfirio Díaz fue presidente de México.
Esta larga presidencia se vio interrumpida tan solo por cuatro años, desde 1880 hasta 1884, tiempo en el cual Manuel González fue presidente. Al ganar las nuevas elecciones, Porfirio Díaz retorna al poder el 1 de diciembre de 1884.
Es durante este mandato presidencial cuando México logra el desarrollo económico más grande de su historia. Sin embargo, las clases menos acomodadas comenzaron a revelarse debido a que no habrían recibido muchas mejoras en su calidad de vida. Estos sectores trabajaban en fábricas o aún en ámbitos rurales como las haciendas.
Este descontento interno, de las clases bajas, provocará que México deje de avanzar económica y tecnológicamente y terminará llevando a un período muy convulso que paralizará al país: la revolución mexicana.

Gobierno de Porfirio Díaz

Cuando Porfirio Díaz asume el poder, el estado financiero de México era una total quiebra recién a partir del segundo mandato, la economía dará su gran salto gracias a la llegada de inversión extranjera.

Principales países que invirtieron en México
  • Inglaterra
  • Francia
  • Estados Unidos

A nivel interno, logró un estado de pacificación interna que recibió el nombre de paz porfiriana. Estabilidad más inversión extranjera es lo que llevó a México a crecer.
La red ferroviaria amplió y favoreció el impulso de la economía gracias a que las zonas productivas estaban comunicadas.
La última etapa del gobierno fue convulsa y el 25 de mayo de 1911 Porfirio Díaz renuncia a la presidencia de México. Comienza así una etapa muy inestable y que hundió a la economía mexicana: la revolución mexicana.

Principales Características del Porfiriato

  • La ideología se basó en el positivismo cuyas premisas principales era orden y paz.
  • Enorme impulso para la economía mexicana. Durante este período, México alcanza el mayor crecimiento y progreso en toda su historia.
  • Gabinete de gobierno integrado por políticos de diversas ideologías. Allí convivían sin problemas lerdistas, juaristas e imperialistas.
  • Se fomenta la construcción de ferrocarriles.
  • Gran desarrollo de la cultura y ciencia en México. Florece la literatura, la pintura, la escultura y la música. Gracias al apoyo e impulso del gobierno.
  • El positivismo fue un gran estímulo para el estudio de la historia mexicana. Hecho que contribuyó enormemente a la unidad nacional
  • Con este orden y progreso, llegaron a México importantísimos inversores extranjeros.