Maximiliano I de México, Maximiliano de Habsburgo

Maximiliano I de México (Maximiliano de Habsburgo) nació en Viena en el año 1832. Su nombre completo era Fernando Maximiliano José María de Habsburgo-Lorena. Fue el segundo de Emperador de México (dentro de lo que se llamó Segundo Imperio Mexicano). Por herencia, tenía el título de Archiduque de Austria y era hermano del Emperador Francisco José de Austria-Hungría. Su esposa era la princesa Carlota Amalia de Bélgica quien era hija del rey Leopoldo I de Bélgica.

maxiiliano de habsburgo
Retrato de Maximiliano de Habsburgo
 
El emperador Maximiliano I nació en el Palacio de Schönbrunn sus padres eran Francisco Carlos de Austria y la princesa Sofía de Baviera (era hija de Maximiliano I de Baviera). Algunos rumores de la época aseguraban que el verdadero padre de Maximiliano era Napoleón II de Francia incluso se dijo que existía una carta de la Princesa Sofía en el que decía que el emperador francés era el padre de su hijo. Esta historia nunca pudo ser comprobada.
Maximiliano era segundo en la línea de sucesión a la corona imperial de Austria Hungría pero renunció a ellos cuando se le ofreció el trono de México.
Su educación fue muy sofisticada tal como ocurría con todos los miembros de la casa de Austria. Era políglota ya que hablaba francés, inglés, italiano, húngaro, checo y polaco. También fue instruido en filosofía, derecho canónico e historia. Como ocurre con todos los miembros de las familias reales la formación militar estuvo presente. Maximiliano se destacó por sus dotes artísticas y creativas siendo la pintura y la poesía sus ramas favoritas.
Maximiliano se destacaba en la corte por su simpatía y sencillez que se diferenciaba de su hermano Francisco José quien era muy reservado. A pesar de la diferencia en cuanto al carácter, Maximiliano y Francisco José eran confidentes.
El control de las finanzas era muy estricto dentro de la casa de Austria. Este punto era cumplido a la perfección por Francisco José pero no así por Maximiliano quien por sus gustos en los libros y obras de arte contraía deudas que eran solventadas por su madre. Sofía de Baviera tenía una gran preferencia por Maximiliano a quien admiraba por su inteligencia.
Desde muy joven, Maximiliano sirvió a la armada de su país. En 1852, el buque en el cual viajaba realizó una escala en Portugal allí visitó a una pariente suya, Amalia de Portugal (hija del emperador Pedro I de Brasil). Este fue tal vez, la primera aproximación de Maximiliano a la idea de monarquías independientes americanas.
Maximiliano se enamoró de la princesa Amalia y se comprometió con ella a fines de 1852. Pero en febrero de 1853, Amalia moría enferma de tuberculosis. El amor que Maximiliano sentía por Amalia perduró con los años y se cuenta que cuando el emperador fue fusilado se halló en su mano un anillo que conservaba un rizo de la princesa Amalia.

En 1854, Maximiliano fue nombrado Comandante de la Kaiserliche und Königliche Kriegsmarine, Marina de Guerra Imperial y Real de Austria-Hungría.
Ya con 25 años, la Casa de Austria buscó una consorte para Maximiliano. La elegida fue Carlota de Bélgica. El día 27 de julio de 1857, el archiduque Maximiliano de Austria y la princesa Carlota Amalia de Bélgica contrajeron matrimonio. Por presiones del padre de Carlota, el rey Leopoldo I de Bélgica, Francisco José concede a su hermano el título de virrey del Reino Lombardo Véneto. Pero este domino austríaco cae unos pocos años más tarde (1859). Maximiliano pierde su cargo y decide dedicarse a lo que más le gustaba, las artes.
La idea de establecer una monarquía independiente en México era una idea que corrió desde el primer momento del grito de independencia pero esta tentativa siempre fue frenada por Estados Unidos. Este país no estaba de acuerdo con la idea porque veía que las monarquías se alían fácilmente lo que le supondría un freno a su política de expansión territorial.


maximiliano I de mexico
Maximiliano de Habsburgo
 
Derrota de Benito Juárez e instauración del Segundo Imperio Mexicano

El gobierno de Benito Juárez dictó una serie de leyes que generó un gran descontento en sectores importantes de la población. Este grupo solicitó ayuda a Europa y varios países concedieron su apoyo a México con la idea de hacer una nación fuerte que frenase a los Estados Unidos.
En octubre de 1861, España, Francia e Inglaterra intervinieron el gobierno de Benito Juárez debido al incumplimiento del pago de la deuda. Luego de acordar una refinanciación de la misma España e Inglaterra se retiraron del territorio mexicano pero no ocurrió lo mismo con las tropas francesas. Estas presentaron batalla y en 1862 acabaron con las fuerzas republicanas de Benito Juárez. Luego de esta derrota republicana se acordó la restauración del Imperio Mexicano. El Partido Conservador fue el encargado de buscar un príncipe europeo que ocupase el trono. Se buscaba que fuese católico y que respetase las tradiciones mexicanas (ambos puntos no habían sido cumplidas por los gobiernos republicanos).
Luego de largas discusiones se aprobó propones el trono Maximiliano de Austria.

Dictamen emitido por la Junta de Notables el día 10 de julio de 1863

1.- La nación mexicana adopta por forma de gobierno la monarquía moderada, hereditaria, con un príncipe católico. 2.- El soberano tomará el título de Emperador de México. 3.- La corona imperial de México se ofrece a S. A. I. y R., el príncipe Maximiliano, archiduque de Austria, para sí y sus descendientes. 4.- En caso que, por circunstancias imposibles de prever, el archiduque Maximiliano no llegase a tomar posesión del trono que se le ofrece, la nación mexicana se remite a la benevolencia de S. M. Napoleón III, emperador de los franceses, para que le indique otro príncipe católico.

El día 3 de octubre de 1863, la comisión de notables se entrevistó con Maximiliano de Habsburgo.

ofrecimiento corona maximiliano I
Ofrecimiento de la corona a Maximiliano de Habsburgo
 
Integrantes de la comisión:
  • José María Gutiérrez de Estrada
  • Juan Nepomuceno Almonte, hijo del independentista José María Morelos y Pavón,
  • General don Miguel Miramón y Tarelo
  • Francisco Javier Miranda
  • José Manuel Hidalgo
La comisión leyó la petición y Maximiliano les consultó acerca del deseo del pueblo mexicano. Estos le dijeron que se había realizado un plebiscito y que el resultado era la creación de una monarquía mexicana con Maximiliano de Habsburgo como emperador. Maximiliano aceptó y partió hacia México con su esposa.
Segundo Imperio Mexicano
El día 28 de mayo de 1864, Maximiliano de Habsurgo desembarcó en el Puerto de Veracruz. Fue recibido con gran algarabía esto fue especialmente patente en Puebla y en la Ciudad de México.
Con sólo transitar por la ciudad, se percató de la gran división entre sus gentes y de los problemas económicos que muchas personas padecían. La emperatriz Carlota organizó fiestas de beneficencia para ayudar a los más pobres. Maximiliano como amante del arte, dispuso la creación de museos para preservar la cultura mexicana. Esto último fue una de las grandes contribuciones del emperador.
Los emperadores se instalaron en el Castillo de Chapultepec y como no podían tener hijos adoptaron a dos nietos del primer emperador mexicano (Agustín de Iturbide): Agustín y Salvador.

Imperio de Maximiliano I

La frase el imperio Mexicano fue Equidad en la Justicia. El gobierno era apoyado por el partido conservador con una dura oposición de los liberales.
Maximiliano I, llevó a cabo una política muy liberal y pronto se ganó el descontento de los liberales. El hecho en concreto que puso en evidencia el descontento conservador fue la negativa de Maximiliano a suprimir la tolerancia de cultos y a devolver los bienes que habían sido confiscados durante la presidencia de Benito Juárez. A pesar de sus medidas liberales, sólo los más moderados dieron un tibio apoyo a Maximiliano de Habsburgo.

emperador maximiliano I de mexico
Emperador Maximiliano I de México
 
Otras medidas liberales de Maximiliano I
  • Restringió las horas de trabajo
  • Prohibió el trabajo de menores
  • Canceló las deudas de todos los campesinos que eran mayores a 10 pesos
  • Restauró la propiedad común
  • Prohibió el castigo corporal
  • Prohibió que los obreros fuesen vendidos o comprados
Francia pronto se dio cuenta que el emperador Maximiliano I no gobernaba según los intereses francés sino en función de las necesidades de México. Como consecuencia, se retiraron de México y dejaron sin apoyo al emperador.

Caída del segundo imperio mexicano

Cuando Maximiliano quedó sin el apoyo francés los liberales se encargaron de derribar el imperio. Bajo el mando de Benito Juárez se aliaron con Estados Unidos, que ahora podía inmiscuirse en los asuntos mexicanos ya que su guerra civil había finalizado.
Maximiliano I no escuchó los consejos que le decían que debía abdicar y retornar a Austria sino que decidió quedarse junto a su pequeño ejército. Finalmente fue capturado en Querétaro. Se dice que un general suyo lo traicionó y lo entregó personalmente a los republicanos.
Maximiliano I y sus generales Miguel Miramón y Tomás Mejía, fueron juzgados por un tribunal militar y condenados a muerte. A pesar que todas las cortes europeas solicitaron el perdón para Maximiliano Juárez no lo concedió. 

Fusilamiento de Maximiliano I

Maximiliano de Habsburgo fue fusilado en el Cerro de las Campanadas en la ciudad de Querétaro, el día 19 de junio de 1867, junto a sus dos generales Miramón y Mejía.

fusilamiento de maximiliano I
Fusilamiento del Emperador Maximiliano I
  
Las últimas palabras de Maximiliano I:

"Mande este recuerdo a Europa a mi muy querida mujer, si ella vive, y dígale que mis ojos se cierran con su imagen que llevaré al más allá. Lleven esto a mi madre y díganle que mi último pensamiento ha sido para ella.”

Antes de ser fusilado, el emperador Maximiliano entregó una moneda de oro a los soldados del pelotón de fusilamiento y dijo:

“Perdono a todos y pido a todos que me perdonen y que mi sangre, que está a punto de ser vertida, se derrame para el bien de este país; voy a morir por una causa justa, la de la independencia y libertad de México. ¡Que mi sangre selle las desgracias de mi nueva patria! ¡Viva México!”

Los generales leales de Maximiliano fueron fusilados mientras gritaban “Viva el emperador”. Carlota de Bélgica sufrió un trastorno mental que la obligó a permanecer encerrada primero en el Castillo de Miramar, luego en el Castillo de Tervure y por último en el Château de Bouchout donde moriría en 1927. Carlota creía que Maximiliano continuaba vivo en México. 

La figura de Maximiliano de Habsburgo es criticada aduciendo que era una persona ingenua e indecisa aunque de él se elogia el apoyo a las reformas liberales, el deseo de ayudar al pueblo mexicano y por su valentía durante el sitio de Queretaro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...